Tras una serie de resultados negativos es f?cil caer en la tentaci?n de recuperar lo pedido a la misma velocidad. Esto es el mayor error que podemos cometer. A veces, incluso, puede salirnos bien, pero a la larga ser? cavar nuestra propia tumba en las apuestas. En primer lugar hay que tener la cabeza fr?a y saber los motivos por los que hemos llegado a esa crisis y a esa ca?da de bankroll y conocer porqu? se han fallado los picks realizados. Daremos las tres opciones m?s utilizadas: - El m?s habitual, y menos reconocido, es una mala elecci?n de los pron?sticos. - Otra muy frecuente es el abuso del stake. - La que menos, aunque la m?s recurrente, rachas de mala suerte (que tambi?n las hay). Si hemos analizado los motivos y encontramos que el gran peso de ellos recae sobre la primera de las opciones (mala elecci?n), la soluci?n es ?m?s f?cil? de lo que parece. Meditar sobre las nuevas apuestas que cerremos tratando de calibrar mejor nuestros pron?sticos inform?ndonos m?s, buscando mayor contrastaci?n y apoyo de mayor n?mero de tipsters y descartando aqu?llas apuestas menos seguras. Como norma general reducir el n?mero de picks a cerrar es una garant?a de ?xito cuando no estamos ?finos?. Si por el contratio, encontramos que analizando a posteriori las opciones de las apuestas perdidas, el stake que le ofrecimos es demasiado alto para las opciones reales que hab?a favorables a que saliera, la soluci?n es igualmente ?sencilla?. Debemos, como en el primer caso, buscar fuentes de informaci?n m?s fiables y completas y, por ?ltimo, ahondar en los pros y sobre todo los contras (que posiblemente hubi?ramos omitido con anterioridad) a la hora de apostar hacia un evento. Como norma general, reducir el stake a la mitad (aproximadamente) de manera recurrente durante un tiempo, puede ayudarnos a ir recuperando stake o cuando menos a no reducirlo tan r?pidamente. Otra opci?n podr?a ser nuestra mala elecci?n en cuanto al deporte al que debemos apostar. En bwin tenemos m?s de 40 diferentes deportes en los que apostar, lo que nos puede conducir a diversificar demasiado nuestras bets y no centrarnos en lo que realmente sabemos y conocemos. Si definitivamente nuestra sensaci?n es que una mano negra toca cualquier cosa que vemos en las predicciones, que siempre ocurren accidentes demasiados extra?os en las apuestas que cerramos que finalmente provocan el error, es momento de parar. Parar en el sentido m?s absoluto del t?rmino y cerrar apuestas con dinero ficticio en concursos como la Liga Deportiva, con el mismo inter?s y control del bankroll que si fuese dinero real. De esta manera, adem?s de recuperar la confianza en nuestros pron?sticos y poder optar a alg?n premio adicional con mayores garant?as, podremos entretenernos casi igual que arriesgando nuestro dinero (pero sin sufrir p?rdidas lamentables) que es nuestra primera finalidad en las apuestas. Sigo diciendo que aunque es la excusa m?s utilizada, la de la mala suerte, seguramente en el medio plazo es la que menos pondera en el mundo real, pues habitualmente nuestro fallo llega en las dos alternativas primeras o en otras no contempladas y que quiz? analice en una futura gu?a. Autor: Baldani